Según los fósiles, los investigadores creen que los primeros dinosaurios evolucionaron hace unos 230 millones de años, a finales del Triásico. Sin embargo, antes del amanecer de los “Terribles Lagartos” había otras criaturas temibles que surcaban los océanos prehistóricos y vagaban por la tierra.

Vamos a conocer más sobre estas criaturas monstruosas y fascinantes. Estos son 10 de los más aterradores animales que existieron antes de los dinosaurios.

10. Cynognathus

Cynognathus

Una cosa que podrás notar sobre el Cynognathus es que tiene pelo, que es un rasgo que la mayoría de los mamíferos tienen. Bueno, eso es porque Cynognathus es parte de un orden llamado terápsidos, que eran los parientes lejanos de los mamíferos.

Los Cynognathus vivieron entre 251 y 245,9 millones de años atrás, y los primeros mamíferos aparecieron hace unos 200 millones de años. Estas criaturas, que se extinguieron mientras evolucionaban los primeros dinosaurios, fueron encontradas en el África moderna y en América del Sur.

Eran del tamaño de un lobo moderno, y tenían mandíbulas largas y poderosas que se usaban para sujetar a su presa. Luego usaba sus dientes parecidos a los de un perro, que incluían incisivos y caninos afilados, para matar y devorar su presa, que eran pequeños herbívoros. Se cree eran animales de caza grupal, también eran corredores increíblemente rápidos. Sus miembros cortos estaban metidos debajo del cuerpo, lo que permitía un movimiento rápido.

9. Arthropleura

Arthropleura

Si no te gustan los insectos, agradecerás que ya esté extinto el arthropleura, que es el “bicho” mas grande que jamás se ha arrastrado sobre la tierra. Pudiendo crecer hasta tener un pie y medio de ancho y más de seis pies de largo.

Vivieron en los pantanos alrededor del ecuador en lo que hoy es Norteamérica y Europa, hace unos 320 a 290 millones de años. Su desaparición coincide con el periodo en el que los niveles de oxigeno en la atmósfera disminuyeron, pero no está claro si los niveles de oxígeno jugaron un papel en su extinción o si otro factor fue responsable.

8. Estemmenosuchus

Estemmenosuchus

El Estemmenosuchus puede parecer una mezcla entre un rinoceronte, un hipopótamo y un triceratops, pero no era un mamífero ni un dinosaurio. En cambio, era un sinópsido, que es un antepasado de los mamíferos. El Estemmenosuchus vivió hace 267 millones de años en la Rusia moderna.

Los investigadores no están seguros si el animal, que medía hasta 15 pies de largo y pesaba casi 1,000 libras, era herbívoro, carnívoro u omnívoro. Tenía dientes afilados, lo que sugiere que era capaz de comer carne. Sin embargo, tenía un cuerpo grande y patas cortas, haciendo que su boca llegara fácilmente al suelo, por lo que tenía un cuerpo ideal para el pastoreo.

El Estemmenosuchus fue uno de los animales que se extinguió durante la extinción masiva del triásico que ocurrió hace unos 252 millones de años.

7. Helicoprion

helicoprion

El Helicoprion apareció por primera vez hace unos 270 millones de años, unos 40 millones de años antes de que aparecieran los dinosaurios. Aunque el Helicoprion se parece mucho a un tiburón, no era una especie de tiburón, estaba estrechamente relacionado con las Chimaeras. Se extinguieron unos 20 millones de años antes de que los primeros dinosaurios evolucionaran.

El aspecto más notable del Helicoprion es su dentadura en espiral, llamado verticilio, y fue descubierto por primera vez hace más de un siglo. La estructura del Helicoprion estaba compuesta principalmente de cartílago, el cual no se fosiliza muy bien. Por ese motivo, no hay mucho en términos de fósiles de Helicoprion fuera de sus dentaduras.

Durante mucho tiempo, los investigadores no estaban seguros de dónde se ubicaban verticilos en el cuerpo, pero la teoría principal es que se encontró en la mandíbula inferior y funcionó de una forma similar a una sierra circular. Cuando mordían algo, los dientes, que eran permanentes, giraban hacia atrás, cortando a su presa como un cuchillo de carne aserrado.

Además de tener una mordida aterradora, los helicoprion también eran bastante grandes, a menudo de unos 30 a 40 pies de largo.

6. Nothosaurus

nothosaurus

Unos 20 millones de años antes de que los dinosaurios evolucionaran, hace unos 230 millones de años, evolucionó la primera especie de Nothosaurus (lagarto falso). Se diversificaron hasta por lo menos unas 13 subespecies. Todos tenían cuellos largos y flexibles; y cabezas grandes y anchas, con una boca llena de dientes con forma de aguja.

Los nothosaurios, que medían unos 13 pies de largo, también eran notables porque eran tanto animales terrestres como acuáticos, similares a una foca. Sus cuerpos, con patas palmeadas y miembros robustos, los hacían excelentes nadadores, pero no solían perseguir a sus presas en tierra o en el agua. En su lugar, se quedaban al acecho y luego sorprendían a su presa, que consistía en peces y otros animales marinos.

5. Inostrancevia alexandri

El Inostrancevia alexandri era la especie más grande de gorgonópsidos, que era un reptil mamífero que formaba parte de los terápsidos. Medía unos 12 pies de largo, y sólo su cabeza medía medio metro. Su tamaño lo habría convertido en uno de los principales depredadores de su época, que fue hace unos 299 a 252 millones de años en el norte de Rusia actual.

El Inostrancevia tenía dos dientes caninos de 15cm de largo, que usaban para arrancar los trozos de carne de su presa, que luego eran capaces de tragar enteros. Ni siquiera los animales con coraza estaban a salvo; los filosos caninos, junto a su fuerte y robusto cuello, habrían sido suficiente para rasgar cualquier armadura o caparazón.

4. Thalattoarchon Saurophagis

Thalattoarchon

Thalattoarchon saurophagis, que significa “gobernante de los mares, devorador de lagartos“, recibió su largo nombre por el hecho comer presas tan grandes como él. No es cualquier cosa, considerando que el Thalattoarchon era del tamaño de un autobús.

El ictiosaurio de 28 pies apareció por primera vez unos ocho millones de años después de la mayor extinción masiva de la Tierra, la extinción del Pérmico. Eso fue hace aproximadamente 252 millones de años, y dejó extinta al 95 por ciento de toda la vida.

El Thalattoarchon demostró que la vida marina se había recuperado completamente después de la mayor extinción masiva en la historia de la Tierra.

Por razones desconocidas, el Thalattoarchon y todos los otros tipos de ictiosaurios se extinguieron hace unos 90 millones de años, unos 25 millones de años antes de que los dinosaurios también desaparecieran.

3. Dimetrodon

Dimetrodon

Hay una idea errónea común de que los dimetrodones eran dinosaurios. Aunque se parecen a ellos, y a menudo se utilizan en colecciones de juguetes de dinosaurios, ni siquiera eran reptiles. Eran sinápsidos, y en realidad se parecían más a los mamíferos que a los reptiles. Además, ni siquiera vivían al mismo tiempo que los dinosaurios. Se extinguieron entre 40 y 50 millones de años antes de que los primeros dinosaurios evolucionaran.

Cuando vivieron, que fue de 295 a cerca de 272 millones de años atrás, los Dimetrodones eran superpredadores. Fueron los primeros carnívoros terrestres conocidos por poseer dientes dentados para devorar a otros animales. Tenían entre 5.5 y 15 pies de largo, y probablemente su característica más notable era su aleta dorsal espinosa. Aunque existe cierto debate sobre su función, la teoría más convincente es que se usó para atraer potenciales parejas, y como mecanismo de regulación de temperatura.

2. Dunkleosteus

Dunkleosteus

Hace 400 millones de años el dunkleosteus era el rey del océano. El pez acorazado era más grande que una orca moderna. Media unos 33 pies de largo y podían pesar cuatro toneladas. Además de ser enorme, el dunkleosteus también tenía una mordida increíblemente fuerte, que se calcula fue de unas 1.100 libras de fuerza. Eso significaría que su mordedura era tan poderosa como la de un Tyrannosaurus Rex, o caimanes modernos, lo suficientemente poderosa como para destrozar a un tiburón, que era de lo que el dunkleosteus se alimentaba. Así es: eran tan grandes y temibles que comían tiburones.

Murieron hace unos 375 a 360 millones de años, durante una de las cinco grandes extinciones en masa, la extinción del devónico tardío. Durante esta extinción, entre el 79% y el 87% de todas las especies oceánicas se extinguieron.

1. Carnufex Carolinensis

Carnufex

Aunque no se sabe mucho sobre Carnufex carolinensis, porque sólo se han encontrado dos fósiles de Carnufex, lo que los investigadores sí saben es que eran miembros de la familia Crocodylomorpha, que forma parte del linaje de los cocodrilos modernos. Probablemente era el depredador dominante cuando vivía, 231 millones de años atrás, en lo que hoy es Carolina del Norte. Evolucionaron justo antes de los dinosaurios, y pueden haber sido el principal depredador antes del surgimiento de los dinosaurios.

A diferencia de otros miembros del superorden Crocodylomorpha, Carnufex caminaba en dos patas. Así que, sí, imagina a un cocodrilo gigante corriendo tras de ti en 2 patas. Tenía dientes como cuchillos, de ahí su nombre, Carnufex, que significa “carnicero”. Se deleitaba con reptiles acorazados y mamíferos primitivos. Finalmente, se extinguieron durante el evento de extinción del Triásico-Jurásico, que ocurrió hace unos 201 millones de años.